El artillero, de destacados pasos en Unión Española y Universidad de Chile, vestirá hasta diciembre la camiseta Oro y Cielo. “Voy a dejarlo todo y prepararme para poder hacer la mayor cantidad de goles”, comentó.

En horas de esta mañana, Patricio Rubio llegó hasta Viña del Mar y de inmediato se puso a disposición del cuerpo técnico comandado por “Vitamina Sánchez”. Tras la primera jornada de entrenamientos junto a sus nuevos compañeros, el delantero estampó la rúbrica que lo vinculará a nuestra institución hasta el fin del torneo de Transición.

“Estoy contento de llegar acá, hicimos ambas partes un esfuerzo grande para poder concretar mi llegada. Me gustó mucho el recibimiento que tuve de mis compañeros y del cuerpo técnico, el complejo está muy lindo, y están dadas todas las condiciones para poder hacer un gran torneo”, comentó luego de sellar su llegada al club.

El delantero de 28 años, que viene desde el fútbol azteca, asegura que su decisión de llegar a Everton pasó porque “sé que es un gran equipo, el año pasado estuvieron a punto de ganar la Copa Chile, y sé que aquí podré retomar mi nivel. Quiero retribuir a Everton toda la confianza que me han dado al traerme acá, esperando que podamos hacer un buen torneo, donde nos vaya bien a todos y podamos cumplir los objetivos”.

Finalmente, el otrora goleador del fútbol chileno, le envió un mensaje a los fanáticos Oro y Cielo, asegurando que “les puedo prometer que voy a dejar todo en cada partido, voy a tratar de dar lo mejor de mi en cada entrenamiento, y prepararme para poder hacer la mayor cantidad de goles con los que pueda ayudar al equipo”.